Entrevista a Maxime Durand sobre ACUnity


Os dejamos con una entrevista realizada por Ubisoft a Maxime Durand, historiador consultado durante la creación de los últimos juegos:

 
Pregunta: Assassin’s Creed ha tenido lugar muchos lugares y fechas históricas hasta el día de hoy. ¿Por qué dedidisteis por la París Revolucionaria para esta entrega? ¿Por qué es la Revolución Francesa un periodo tan importante de la historia?
 
Respuesta: Podríamos argumentar que la Revolución Francesa es el nacimiento del mundo moderno. Durante ese tiempo, se redactó la Carta de los Derechos; un documento que, a día de hoy, es la base de la ONU. También es el punto que dio comienzo al cambio del poder en occidente, de la aristocracia tradicional a la nueva clase de comerciantes, la burguesía. Todo esto sucede a lo largo de una de las series de acontecimientos, más brutales y caóticos de la historia Europea.
 
Hemos tomado un especial cuidado en manejar este complejo periodo de tiempo, para que así el juego sea accesible a un amplio público.
La revolución Francesa es un momento crucial en la historia, dado que marcó el inicio de un cambio global. Inspiró a revolucionarios modernos que asemejan el modelo de sus revoluciones, al modelo francés. Pero los principios de la Revolución – Liberté, Egalité, Fraternité – también sentaron las bases del liberalismo político que vemos hoy día.
 
Era mucho más que una rebelión contra un rey impopular, se trataba de un rechazo total de los principios feudales represivos que habían perdurado durante siglos. La Revolución Francesa dio el dedo corazón (y la guillotina) a cualquier persona que apoyara al viejo orden social de Europa. La Revolución Francesa fue una época de innovaciones. Incluía el primer asalto sobre todo el concepto de la religión organizada. El primer levantamiento genuinamente “comunista” (que fue sofocado por otros revolucionarios). La primera vez que las mujeres ejercían el poder revolucionario. El primer estado policial moderno, con juicios, informadores, y ejecuciones públicas. Por el lado positivo, se incluyó la primera enunciación de los principios liberales modernos que nosotros en Occidente damos por sentado. Por todo nuestro enfoque en el Proyecto de Ley Americana de Derechos Humanos, la Declaración Francesa de los Derechos del Hombre es anterior a la de América por un año.
 
Antes de la Revolución Francesa, las personas que nacieran donde nacieran se mantendrían así para el resto de sus vidas. Nobles permanecerían nobles y plebeyos se mantendrían plebeyos. Nada pudo alterar el curso del destino de uno. Gracias a los resultados de la revolución, la gente podría llegar a ser lo que quisieran llegar a ser. Napoleón fue prueba más viva de esta nueva forma de pensar. Napoleón era corso; lo cual le dificultaba hablar el francés cuando era joven. Hablaba con un acento muy marcado durante su edad adolescente – adulta. Es realmente fascinante ver que este hombre corso trabajo gradualmente su trayectoria hacia la cima en la jerarquía del ejército para convertirse más tarde en emperador, no sólo de Francia, sino de una gran parte de Europa. Sin la Revolución Francesa, esto nunca podría haber ocurrido. La mejor manera de resumirlo es decir: “nadie podía lograr cualquier cosa”.
 
Pregunta: ¿Qué puedes decir acerca de la Toma de la Bastilla, sucedido el 14 de julio de 1789, y que desde entonces es un día festivo en Francia?
 
Respuesta: La Bastilla era una fortaleza-prisión medieval, que se convirtió en el corazón de Paris, consta de 8 torres de 24 metros de altura más los gruesos muros que hay en su interior. La Toma de la Bastilla, se produjo en la mañana del 14 de julio de 1789, por los grupos revolucionarios, indignados por los símbolos de la opresión real, sitiaron la fortaleza. A pesar de la reputación de prisión sombría y terrible, en el momento del ataque a la Bastilla había tan solo siete prisioneros. El objetivo principal del pueblo no era liberar a los prisioneros, era hacerse con los enormes depósitos de municiones dentro de los muros de la prisión. Cuando el director de la prisión se negó, la multitud cargó, y, después de una brutal batalla, se hicieron con el control de la fortaleza. El gobernador fue secuestrado y decapitado, su cabeza se llevó por las calles clavada en una estaca. La Toma de la Bastilla marcó de forma simbólica el comienzo de la Revolución Francesa, en la que la monarquía fue derrocada y la república se estableció sobre las bases de “Liberté, égalité, fraternité” (libertad, igualdad y fraternidad).
 
Pregunta: ¿Cómo se introduce este momento histórico en el universo de Assassin’s Creed y de Arno el asesino?
 
Respuesta: El jugador, por supuesto, será testigo de la Revolución Francesa en primera fila con las primeras horas de juego. Pero no voy a revelar los detalles y echar a perder la sorpresa de volver a vivir este momento histórico durante Assassin’s Creed Unity.
 
Pregunta: En aspecto generales ¿qué parte de la revolución serán cubiertos por la historia? ¿Qué hitos históricos podremos presenciar en el juego?
 
Respuesta: El juego cubrirá varios eventos importantes que ocurrieron durante dicha revolución. Desde el Estado General, que marco la ruptura de la relación entre el rey y el pueblo, hasta la detención de Robespierre, el jugador será testigo de los momentos clave de la Revolución Francesa como la Toma de la Bastilla (anteriormente detallada), el asalto de Tullerias en agosto de 1792 o las Masacres de Prisioneros en septiembre de 1792 y por supuesto la decapitación de Luis XIV en enero de 1793.
 
Pregunta: ¿Cómo va a estar la historia de Arno vinculada a estos acontecimientos históricos? ¿Va a conocer a personajes famosos de la historia?
 
Respuesta: Es importante hacer una distinción. Al crear Assassin’s Creed Unity, no queríamos hacer una lista de hechos históricos. Teníamos que evitar eso a toda costa. La historia de Assassin’s Creed Unity es la historia de Arno, y esta historia tiene lugar durante la Revolución Francesa (su contexto). Ciertos elementos de la Revolución Francesa afectan y refuerzan la historia principal del protagonista. Es la revolución la que apoya la historia de Arno; La historia de Arno no es la Revolución. El juego se ha mejorado en ese aspecto. Queremos que este juego sea una experiencia divertida, reforzada por los ajustes de la Revolución Francesa.
 
Pregunta: ¿Qué diferencia encontramos entre la Revolución Francesa de la Revolución Americana de Assassin’s Creed III?
 
Respuesta: En primer lugar, yo diría que la Revolución Francesa es un período muy complejo y lleno de una historia tan rica que tuvimos muchos eventos para elegir. Contar nuestra historia con precisión al tiempo sobre los acontecimientos importantes que definen la Revolución Francesa fue probablemente la cosa más difícil. En comparación la complejidad y sin simplificar demasiado, la experiencia americana de 1776-1783 se convirtió en su mayor parte en una guerra por la independencia contra la corona británica. La Revolución Francesa fue un rechazo total de los principios feudales represivos que habían perdurado durante siglos y que es por eso que las víctimas eran en su mayoría civiles. Se castigaba, también con la guillotina, a cualquier persona que apoyase el viejo orden social de Europa.
 
En segundo lugar, la Revolución Francesa fue una época de innovaciones. Incluía el primer asalto sobre todo el concepto de la religión organizada. El primer levantamiento genuinamente populista (que fue sofocado por otros revolucionarios), y el primer estado policial moderno, con juicios, informadores, y las ejecuciones públicas. Por el lado positivo, se incluyó la primera enunciación de los principios liberales modernos que nosotros en Occidente damos por sentado. Por todo nuestro enfoque en el Proyecto de Ley Americana de Derechos Humanos, la Declaración Francesa de los Derechos del Hombre es anterior a la de América por un año. La Revolución Francesa vio el nacimiento de la Carta de Derechos; es la inauguración de un nuevo mundo. También dio lugar a la guerra de Napoleón que produjo cambios no solo en Europa, sino también al mundo entero. Es durante este tiempo que lo antiguo y viejo fue reemplazado por lo nuevo. Las otras naciones mantienen su estructura monárquica, pero la Revolución Francesa hizo que todos se dieran cuenta de que este modelo estaba condenado. Un nuevo sistema tenía que ser encontrado, y los cimientos de este nuevo sistema se asentaron en esta Revolución.
 
Por último, en el plano individual, que era excepcionalmente sangriento; casi la totalidad de las víctimas eran civiles. Fue una época de terror en la que nadie estaba a salvo. Un hombre podría ser enviado a la guillotina por el capricho de su vecino. En verdad, fue una década extraordinariamente violenta, cruel y trascendental que cogió a Europa por sorpresa. Y aunque podríamos pensar que sabemos lo que ha pasado, hay un montón de historias de esa época que, hasta ahora, se escapan la imaginación general. En esencia, la revolución francesa representa una plantilla perfecta para el juego de Assassin’s Creed. Con este fin, creemos que los fans que disfrutaron de nuestros juegos anteriores les va a encantar la nueva configuración usada.
Comparte esto:

Portu

Estoy en todas partes como dios, pero mas sexy. Redacto en varios sitios, maqueto, juego a videojuegos, hago videos y tengo muchas aventuras.